El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

Miguel Ángel Rodríguez Arias es autor de varias monografías sobre la cuestión

Garzón alude a las investigaciones de un profesor de la UCLM en su auto sobre los desaparecidos del franquismo

21/11/2008
Compartir:

Garzón alude a las investigaciones de un profesor de la UCLM en su auto sobre los desaparecidos del franquismo

21/11/2008

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón ha fundamentado parte de su auto sobre las desapariciones del franquismo en las investigaciones realizadas por el profesor de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) Miguel Ángel Rodríguez Arias, autor de trabajos situados en la misma línea conceptual, como el reciente "El caso de los niños perdidos del Franquismo".

En su resolución judicial del pasado 18 de noviembre, el juez Baltasar Garzón traslada la investigación de las desapariciones del franquismo a los tribunales territoriales y subraya la vigente responsabilidad del Estado español en aquellos crímenes, cuestión ésta última que ha venido defendiendo el profesor Miguel Ángel Rodríguez, a quien el propio magistrado de la Audiencia Nacional cita en su auto.
Garzón se refiere expresamente al libro "El caso de los niños perdidos", en el que Rodríguez Arias analiza las desapariciones de hijos de los defensores de la República española tras la Guerra Civil, la actuación del Gobierno y la calificación jurídica de esas conductas, todo ello con el objetivo de dar a conocer a las víctimas las distintas posibilidades de acción que tienen a su alcance en la defensa de sus derechos humanos.
La obra, editada por Tirant Lo Blanch, recuerda que la condena del Consejo de Europa en 2006 a la dictadura franquista supuso el primer reconocimiento internacional del denominado caso de ‘los niños perdidos’, hijos de presas republicanas arrebatados a sus madres y cuyos apellidos fueron modificados para permitir su adopción por familias afines al régimen; pero también niños, según el autor, "impunemente" secuestrados en Francia y otros países para su ‘reintegración a la patria’ todavía en los cincuenta.
El juez Garzón se refiere a estos desaparecidos en su auto, recogiendo las tesis del investigador del Instituto de Derecho Penal Internacional de la UCLM en torno a la responsabilidad del Gobierno de España "de conformidad con los tratados internacionales de derechos humanos, la desatendida Condena del Consejo de Europa de 17 de marzo de 2006 y el legado de Nuremberg, con especial referencia al Decreto Noche y Niebla de Hitler, que inauguraría esta clase de crimen contra la humanidad", según explica el profesor Rodríguez Arias.
Miguel Ángel Rodríguez Arias es investigador del Instituto de Derecho Penal Internacional de la Universidad de Castilla-La Mancha. Además de la monografía anteriormente reseñada, es autor de "Las fosas de Franco y la Diligencia debida del Estado ante el crimen de desaparición forzada de personas" y "La nueva ley de la memoria y la vulneración de los artículos 2 y 13 del Convenio Europeo para la protección de los Derechos Humanos en el caso de lo desaparecidos del Franquismo", igualmente citados en el auto de Garzón.
Gabinete de Comunicación. Ciudad Real, 21 de noviembre de 2008

Más actualidad