El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

Dirigido a traductores profesionales y a licenciados en Filología Semítica y Traducción, será impartido por el profesor Luis Miguel Cañada

Nuevo taller de traduccion literaria en la Escuela de Traductores de Toledo

22/02/2008
Compartir:

Nuevo taller de traduccion literaria en la Escuela de Traductores de Toledo

22/02/2008

La Escuela de Traductores de Toledo imparte este fin de semana un nuevo taller de traducción literaria dirigido a traductores profesionales y a licenciados en Filología Semítica y Traducción, así como a estudiantes de los últimos años de esta especialidad. El taller se inscribe en el marco del Curso de especialista en Traducción Arabe-Español que desarrolla con una excelente acogida este centro docente e investigador de UCLM y que el presente año académico ha alcanzado su IX Edición. Este segundo taller de traducción especializada del año 2008 será impartido por el traductor e investigador de la Escuela Luis Miguel Cañada.

El profesor y doctor en traducción Luis Miguel Cañada viene desarrollando su labor docente e investigadora en la Escuela de Traductores desde hace doce años, al tiempo que imparte la asignatura "Lengua y Cultura Árabes" en la E. U. de Magisterio de Toledo. Es autor asimismo de una decena de traducciones de poetas y prosistas árabes, entre las que destaca su versión de la autobiografía Memoria de una ciudad, nominada al Premio Nacional de Traducción. Recientemente ha publicado los libros de poemas El don del vacío, del marroquí Mohammed Bennís, y Medianoche, del palestino en el exilio Murid Barguti.
A través de este curso, la Escuela de Traductores ofrece una formación complementaria a la que se imparte en los estudios de Filología o Traducción en España, que once años después de el comienzo de esta iniciativa pionera sigue sin tener alternativa en otras universidades españolas o árabes y cuya renovación periódica a través de nuevos talleres y programas se ve avalada por el amplio millar de alumnos que han seguido este curso de postgrado. "Este curso entronca con uno de los objetivos básicos de la Escuela de Traductores: profundizar en el conocimiento de una cultura que tanto alimentó a Occidente y hoy sin embargo vive sus horas más bajas", explica Cañada.
Los veinticinco alumnos preinscritos, procedentes distintas ciudades españolas, de Marruecos, Egipto, Argelia y Francia, traducirán un relato breve escrito por Zakariya Támer, uno de los mayores narradores árabes contemporáneos. "Además de superar la dificultad que representa trasladar los elementos culturales ajenos, deberán aprender a reproducir su profunda ironía, sus frecuentes juegos de palabras, sus dialogismos y una prosa elegante y fluida", indica el profesor.
Según Cañada, del mismo modo que el proceso globalizador de la sociedad está provocando un incremento de las tareas de traducción en los medios de comunicación, y del mismo modo que la inmigración está provocando una demanda creciente de mediadores lingüísticos, así la presencia de lo árabe en nuestra vida diaria y el tradicional filoarabismo del pueblo español, no exento de prejuicios y tópicos, está abriendo las puertas de un nuevo pequeño mercado para la industria editorial. El interés de las editoriales comerciales por la literatura árabe ha crecido notablemente en los últimos cinco años. "Además de aumentar la media anual de títulos traducidos del árabe, que ha pasado de doce a veinticinco, asistimos a una diversificación de las editoriales que los ponen en el mercado. Esto significa una mayor demanda de profesionales de una de las especialidades más creativas y exigentes en el mundo de la traducción", asegura. "La traducción de literatura árabe contemporánea es una de las perspectivas profesionales que tienen ante sí los alumnos de la Escuela, si bien dado el alto nivel de cualificación requerido sólo unos pocos acabarán ejerciendo como traductores literarios, lo cual no significa que puedan vivir de la traducción literaria, coto reservado para otras lenguas de trabajo y pocos colegas de profesión", añade.
Sobre la utilidad de la traducción, el profesor señala que es una de las profesiones más antiguas del hombre, imprescindible para romper el aislamiento de los pueblos, y afirma que le gusta pensar que la traducción es útil porque es hermosa. "Recuerdo que de este modo se refería el Principito a la ocupación del farolero, aquel hombre que encendía y apagaba el farol al acabar y al empezar el día. Cuando enciende el farol –decía- es como si hiciera nacer otra estrella o una flor. Cuando apaga el farol, hace dormir al farol o a la estrella. Esto mismo cabría decir de la traducción, pues no imagino una profesión más hermosa que la del traductor, además de la de farolero, por supuesto, aunque ya es oficio desaparecido", matiza.
El próximo taller de la Escuela será impartido en marzo por Manuel Feria, profesor de la Facultad de Traducción de la Universidad de Granada, traductor jurado y ex intérprete en la Administración de Justicia, con el objetivo de profundizar en el análisis y traducción del articulado de un código penal árabe.

Toledo, 22 de febrero de 2008

Más actualidad