El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

Los alumnos trabajarán con textos representativos de cuatro géneros: la noticia, la crónica, el reportaje y el artículo de opinión

La Escuela de Traductores imparte un taller de traduccion de textos periodisticos

12/05/2006
Compartir:

La Escuela de Traductores imparte un taller de traduccion de textos periodisticos

12/05/2006

Pablo García Suárez, traductor literario especializado en textos periodísticos, impartirá este fin de semana en la Escuela de Traductores de Toledo un taller de traducción en el que los alumnos trabajarán con textos representativos de cuatro géneros periodísticos: noticia, crónica, reportaje y artículo de opinión. García, que trabajó en el Servicio de Árabe de la Agencia EFE, afirma que la especialización en traducción periodística ofrece a los traductores una visión más completa del universo general de la traducción y les introduce en un sector profesional que tiene una demanda específica.
El taller de traducción de textos periodísticos es el último de los seis previstos para el curso 2005-2006, en los que los alumnos han participado dentro del VII Curso de Especialista en Traducción Árabe-Español de la UCLM. Según explica Pablo García “la noticia es el género periodístico con unas características más marcadas. Su principal particularidad es la funcionalidad, es decir, es un género cuyo principal cometido es el de dar a conocer unos hechos de la manera más eficaz y veraz posible, objetivo que es ajeno, por ejemplo, a la literatura, lo cual condiciona la labor del traductor”.
La traducción de una noticia lleva implícita, en muchos casos, una labor de edición. “El traductor de un texto periodístico no ha de limitarse a hacer una labor puramente filológica, sino también periodística; es decir, ha de intervenir –siempre con rigor- en el texto original con la intención de acercar los hechos narrados al lector”, indica el traductor. “Una traducción “literal” de una noticia puede ser buena desde un punto de vista filológico, pero tal vez sea un fracaso desde un punto de vista periodístico”, prosigue.
Pablo García afirma también que la demanda de este tipo de traducción es inferior a la de la traducción jurada o técnica. Sin embargo, no se limita a los medios de comunicación, ya que también se ejecutan traducciones periodísticas en gabinetes de prensa, embajadas, etc. “La especialización en traducción periodística ofrece a los traductores una visión más completa del universo general de la traducción, y les introduce en un sector profesional que tiene una demanda específica”, señala.

Toledo, 12 de mayo de 2006

Más actualidad