El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

La Escuela de Industriales de Ciudad Real probará en su banco de motores los carburantes de la empresa Biodiésel de Castilla-La Mancha S.A.

Industriales de Ciudad Real impulsa la produccion de biodiesel

27/04/2005
Compartir:

Industriales de Ciudad Real impulsa la produccion de biodiesel

27/04/2005

El Grupo de Máquinas Térmicas de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) formaliza un contrato con las empresas Biodiésel Castilla-La Mancha S.L. y Ravusa S.A. -la primera de ellas fabricante de biodiésel a partir de aceites usados en cocina, y la segunda de ellas gestora de recogida de aceites usados, ambas radicadas en Torrijos (Toledo)- para probar sus carburantes en el banco de motores que posee en la Escuela Superior de Ingenieros Industriales de Ciudad Real.
El profesor de la Escuela Superior de Ingenieros Industriales Octavio Armas, investigador del Grupo de Máquinas Térmicas de la Universidad de Castilla-La Mancha, dirigido por el catedrático Magín Lapuerta, firmó un Contrato de Investigación con la empresa Biodiésel-Castilla-La Mancha S.L., la empresa Ravusa, S.A. y la A.P.E.T. (Agencia de Gestión de la Energía de Toledo).
El contrato, de título “Comportamiento y calidad del biodiésel”, tiene como objetivo formalizar la colaboración que desde hace más de un año mantienen las dos citadas empresas, la primera de ellas fabricante de biodiésel a partir de aceites usados en cocina, y la segunda de ellas gestora de recogida de aceites usados, ambas radicadas en Torrijos, Toledo, con el citado grupo.
Esta colaboración, que se ha restringido hasta el momento a trabajos de asesoramiento, se concretará en adelante, gracias a la intermediación de la Agencia Provincial de la Energía de Toledo (A.P.E.T.), en estudios experimentales sobre la calidad y el comportamiento en motor del carburante ecológico que la empresa Biodiésel Castilla-La Mancha fabrica y comercializa desde 2004.
Dichos estudios tratarán de evaluar cuál es el la calidad presente del biodiésel fabricado, cuáles son los beneficios medioambientales y energéticos que el uso de dicho biodiésel en motor puede provocar, y cuáles son las posibilidades de incrementar dicha calidad y dichos beneficios en el futuro. Para ello, se pretende ensayar un motor diesel de automóvil en banco de ensayos -previamente ensayado con gasóleo convencional- con biodiésel en concentraciones del 5%, 30%, 70% y del 100%, en algunos puntos de operación de motor típicos de la conducción urbana y extraurbana.
Durante los ensayos se medirán, además de las prestaciones del motor (potencia, consumo, rendimiento) las emisiones de óxidos de nitrógeno, de hidrocarburos, de monóxido de carbono y de partículas sólidas, con el fin de analizar todas y cada una de las vertienes medioambientales del biocombustible.
Este contrato es una oportunidad de impulsar desde la Universidad de Castilla-La Mancha una de las iniciativas pioneras en el sector del biodiésel, sector hasta el momento dominado por las empresas catalanas, y de contribuir al prestigio que un producto de gran valor ecológico (tanto por las ventajas en emisiones como por su potencial de eliminación de residuos) puede tener en el sector energético del transporte, máximo responsable de las emisiones tóxicas y de efecto invernadero, pero seriamente enfrentado a dificultades de comercialización, de concienciación ciudadana y de aceptación por parte de la industria de automoción.
Ciudad Real, 27 de abril de 2005

Más actualidad