El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

Otorgado por el Ministerio de Interior

Una profesora de la UCLM, premiada por su tesis sobre los incendios de Alcala 20 y los Almacenes Arias

27/01/2003
Compartir:

Una profesora de la UCLM, premiada por su tesis sobre los incendios de Alcala 20 y los Almacenes Arias

27/01/2003

La profesora de la UCLM, Beatriz Cortés Canarelli, que imparte clases en el CEU de Talavera de la Reina, ha recibido el segundo premio de Investigación Social sobre Protección Civil, correspondiente al año 2002, y concedido por el Ministerio del Interior, por su tesis doctoral “Desastres y procesos psicosociales. Desde la crisis en la gestión hacia la gestión de las crisis”.
Este trabajo de investigación, que fue defendido en la Universidad Complutense de Madrid en 1999 y dirigido por el profesor Juan Ignacio Aragonés, obtuvo, por unanimidad, la calificación de Sobresaliente Cum Laude.
La profesora Beatriz Cortés analiza en su tesis doctoral dos graves incendios acaecidos en Madrid, el de la Discoteca Alcalá 20, en el que fallecieron 81 personas y cuyas tareas de búsqueda y rescate se alargaron cinco días y el siniestro en los Almacenes Arias que costó la vida a 10 bomberos y en el que también se necesitaron cuatro días para llevar a cabo las labores de desescombro. Los objetivos perseguidos eran describir la dinámica de las crisis urbanas y su gestión a fin de poder examinar los procesos psicosociales que ellas movilizan, y comparar ambos casos para identificar los puntos débiles comunes y concretar hipótesis.
Tras un exhaustivo análisis de ambos casos desde esa perspectiva psicosocial, Beatriz Cortés destaca en su estudio la existencia de una serie de factores que afectaron negativamente los trabajos desarrollados en ambos incendios: minimización inicial del peligro, dificultades de comunicación entre dotaciones de bomberos, falta de material adecuado, agotamiento del personal que trabaja en estas difíciles labores de rescate y desescombro (circunstancia que incluso pudo conducir a la ineficacia en la toma de decisiones).
En el análisis comparativo de ambos sucesos, la profesora ha encontrado importantes paralelismos, entre ellos los diseños complejos de ambos locales, equipamiento inapropiado por parte del personal que actuó, procedimientos insuficientes, operadores no entrenados, carencia de suministros y de recursos materiales, y entornos vulnerables por el excesivo número de sujetos implicados.
Según ha comentado la profesora, el objetivo principal de su investigación y la conclusión más importante a la que ha llegado, sin olvidar tampoco una serie de estudios que ha recopilado y que han sido realizados en otros países, es “que se puede aprender de los desastres ya que al analizar los procesos psicosociales se detectan algunos errores y fallos que en futuras actuaciones se podrían prevenir” . Beatriz Cortés añadió que muchos de esos errores pasan desapercibidos por los fuertes momentos de estrés e incertidumbre que se viven en el escenario de los hechos.
De ahí, que en el estudio, la investigadora plantee una serie de recomendaciones a tener en cuenta en este ámbito de intervención: la conveniencia de que las organizaciones de emergencia documenten y revisen sus actuaciones; consideren el impacto emocional que ejerce un desastre sobre el personal que actúa; valoren la comunicación inter-organizacional en las intervenciones y el proceso de feedback de la fase operativa a la gestión de futuras crisis. Así como también la formación continua del personal de locales públicos en materia preventiva; la consideración de la participación ciudadana en fases iniciales de las emergencias; y el análisis de la construcción de significados en torno al binomio peligro-seguridad que interpela a numerosos actores sociales y que, en circunstancias trágicas, actualiza el dilema del difícil equilibrio entre demandar sanciones ejemplares contra quienes actúan temerariamente y la posibilidad de aprender de los errores.
Beatriz Cortés Canarelli cursó la Licenciatura en Psicología en la Universidad Nacional de Tucumán (Argentina), y su título fue homologado en España.

Más actualidad