El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

Realizado por los investigadores Fabián Casas y Javier Viñuela

Un estudio del IREC indica que la agricultura intensiva es la causa principal de la pérdida de nidos de la perdiz roja

11/06/2010
Compartir:

Un estudio del IREC indica que la agricultura intensiva es la causa principal de la pérdida de nidos de la perdiz roja

11/06/2010

Un estudio realizado por el Instituto de Investigación de Recursos Cinegéticos (IREC) de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) a cargo de los investigadores Fabián Casas y Javier Viñuela estima que las prácticas agrícolas influyen en la pérdida de nidos de la perdiz roja casi tres veces más que los depredadores como perros, zorros y urracas.

Los investigadores del Instituto de Investigación de Recursos Cinegéticos (IREC), Fabián Casas y Javier Viñuela, han constatado que la marcada reducción de las perdices rojas en los campos cultivados de España durante las últimas décadas es consecuencia no tanto de la presencia de depredadores en su hábitat como de la intensificación de las prácticas agrarias. Investigación que concluye que la cosecha destruye más del 56% de sus nidos; casi tres veces más que la desaparición provocada por depredadores antropófilos (perros, zorros y urracas)
Este estudio realizado por el IREC, centro mixto del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), la UCLM y la Junta de Comunidades, resalta además que la perdiz roja con un alto valor ecológico y socioeconómico elige frecuentemente para anidar campos cultivados; "trampas ecológicas" que no son realmente el medio adecuado.
Durante tres años de investigaciones se ha constatado el comportamiento y los movimientos de 115 perdices adultas en la Meseta Sur. A su vez se han localizado sus nidos para comprobar si la incubación y la puesta concluyen en éxito o fracaso. Situación ésta que, según los investigadores del IREC, "puede explicar un patrón descrito en otros trabajos pero no bien comprendidos; que las perdices son más abundantes en áreas de alta abundancia de lindes".
Estos resultados indican que el éxito reproductivo de las perdices rojas puede mejorarse con una gestión agraria apropiada aumentando y conservando las lindes y mediante la adecuación de las fechas de cosecha. Medidas que tendrían efectos positivos en otras especies amenazadas que comparten el mismo hábitat.
"La finalidad es apoyar las buenas prácticas agrarias que fomenten las poblaciones cinegéticas silvestres y la conservación de las especies amenazadas", aclaran los investigadores del IREC; Fabián Casas y Javier Viñuela.
Ciudad Real, 11 de junio de 2010

Más actualidad