El sitio web de la UCLM utiliza cookies propias y de terceros con fines técnicos y de análisis, pero no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios. Sin embargo, puede haber enlaces a sitios web de terceros, con políticas de cookies distintas a la de la UCLM, que usted podrá aceptar o no cuando acceda a ellos.

Puede obtener más información en la Política de cookies. Aceptar

Según las conclusiones alcanzadas por los participantes en el curso de verano "El espacio geográfico del Quijote", clausurado ayer

La patria de Don Quijote se ubica en el extremo meridional de La Mancha

21/07/2005
Compartir:

La patria de Don Quijote se ubica en el extremo meridional de La Mancha

21/07/2005


Los asistentes al curso de verano “El espacio geográfico del Quijote”, celebrado en Alcázar de San Juan y en el que han participado como ponentes catedráticos y profesores de las universidades Autónoma y Complutense de Madrid y de Castilla-La Mancha, han llegado a distintas conclusiones. Entre ellas destaca ubicar la patria de don Quijote al extremo meridional de La Mancha. A continuación se reproducen los acuerdos alcanzados:
En relación con el espacio geográfico del Quijote en nuestra región, hemos constatado nuevamente la importancia de la literatura como fuente de conocimiento para el descubrimiento del paisaje geográfico, que viene a unirse a otras fuentes históricas (Relaciones Topográficas). Se demuestra que en tiempos de Don Miguel de Cervantes existía plena diferencia entre los territorios de la llanura manchega y el Campo de Montiel, por lo que se puede señalar al extremo meridional de La Mancha como la patria de don Quijote, siendo la llanura, el Campo de Montiel, el Campo de Calatrava y el Valle de Alcudia escenarios de múltiples aventuras.
También se ha constatado que el análisis multicriterio y sistémico de los distintos elementos que aparecen en el Quijote pueden dar lugar a múltiples interpretaciones sobre cuál podría ser el lugar de La Mancha. En cualquier caso, consideramos, a la luz de las intervenciones que se han manifestado, que La Mancha es el lugar del Quijote, y debe considerarse como un objeto de unión e identidad territorial.
Si en III Centenario el discurso sobre la patria de don Quijote se basó en tradiciones culturales locales, ahora este discurso está superado y orientado a una lectura más reflexiva e integradora de la obra.
En el IV Centenario, el compromiso político regional se ha manifestado en la definición de la Ruta de don Quijote y otros eventos de indudable impacto económico, cultural y social. Consideramos, sin embargo, que el extensivo tratamiento territorial puede ocultar los lugares citados en la magistral obra, siendo a nuestro interés preciso, una diferenciación (enclaves quijotescos, enclaves cervantinos y enclaves del patrimonio histórico y natural…).
Al mismo tiempo, se ha recogido el sentimiento de algunas ausencias como es el paisaje, expresión sintética y emotiva que recoge múltiples percepciones.

Más actualidad